BIENVENIDO!!!

La Iglesia Episcopal Diócesis de Panamá le da la bienvenida a su blog. Aquí podrá enterarse de los últimos acontecimientos que suceden a nivel nacional e internacional. Tenemos artículos que contienen archivos que pueden ser descargados y utilizados para su reproducción. Esperamos que disfrute este pequeños espacio. Dios lo Bendiga.

jueves, 29 de marzo de 2018

Mensaje de Cuaresma, Jueves 29 de marzo de 2018


29 de Marzo 

                           
Porque yo recibí esta tradición dejada por el Señor, y que yo a mi vez les transmití: Que la misma noche que el Señor Jesús fue traicionado, tomó en sus manos pan y, después de dar gracias a Dios, lo partió y dijo: «Esto es mi cuerpo, que muere en favor de ustedes. Hagan esto en memoria de mí.» Así también, después de la cena, tomó en sus manos la copa y dijo: «Esta copa es la nueva alianza confirmada con mi sangre. Cada vez que beban, háganlo en memoria de mí.» De manera que, hasta que venga el Señor, ustedes proclaman su muerte cada vez que comen de este pan y beben de esta copa.
1 Corintios 11: 23-26


El pan ha sido de suma importancia en la existencia del hombre. En el origen (Génesis 3:19) donde el hombre desobedeció a Dios comiendo el fruto prohibido en el Jardín del Edén, Dios le promete la muerte al instante, pero luego le hace ropa para cubrir su desnudez y le dice que comerá pan del sudor de su frente. Cada vez que el hombre va a nutrirse, en el pan se acordara del gran Jehová  Dios quien nunca lo abandonó. Las ofrendas que Dios le exigía a su pueblo tenia pan en su contenido y hasta les dictaba la medida exacta que debía tener cada uno de los ingredientes. El pan entonces trasciende con el hombre a lo largo de su vida y sus aventuras, el pan es sagrado.

En los versículos asignados para esta tarea, me llamó la atención la connotación negativa en que Pablo introduce los versos a los Corintios (la noche en que Jesús fue traicionado) a pesar de lo valioso positivo del mensaje cual es (este es mi cuerpo entregado a favor de ustedes). Por qué no lo introdujo como: “En la última cena que CELEBRO Jesús con sus discípulos”???
Creo que esta manera de introducir no ayuda a convencer a un no creyente del verdadero propósito de la institución de la Cena de Nuestro Señor.
   
Al considerar el propósito de la Cena del Señor, nos preguntamos: '¿por qué se instituyó la Cena del Señor?' Y lo que encontramos en este pasaje es al menos dos razones principales, la primera de las cuales es, 'hacer esto en recuerdo de mí ". Una de las razones principales de por qué debemos participar en la Cena del Señor es porque nos recuerda a nuestro Señor y de todo lo que Él ha hecho por nosotros. Una de las cosas que encontramos en el Antiguo Testamento es que el pueblo de Israel olvidó a su Dios. Esta Cena es una gran ayuda para mantener al Señor Jesucristo, y todo lo que Él ha hecho fresco en nuestras mentes. Pero es más que eso: le da a cada cristiano la oportunidad de reflexionar sobre lo que el Señor Jesucristo ha hecho personalmente por él. Hay una realización que debe hacerse, que lo que el Señor Jesucristo hizo en el Calvario tiene un significado especial para mí / usted individualmente, y para nosotros como iglesia juntos.

Debemos pensar en todo esto, recordando las bendiciones que Cristo ha adquirido para nosotros en Su sacrificio. La implicación práctica de esto es que tenemos que enfocar nuestras mentes en las grandes verdades de la Escritura concernientes al Señor Jesucristo, y de lo que enseñan acerca de nuestro lugar delante del Señor cuando nos reunimos para la Cena. Pero hay un propósito adicional para la Cena del Señor: 'Cuantas veces coman este pan y beban esta copa, manifestarán la muerte del Señor hasta que venga (11:26)'. A través del simbolismo y la participación frecuente en la Cena del Señor, simbólicamente proclamamos la muerte del Señor para todos. Este evento le dice al mundo que hay un significado real para nosotros personalmente en la vida y muerte del Señor Jesucristo, y que ellos también deben considerar su significado. La Cena del Señor no es para satisfacer la desesperación del hambre y la sed, no es para reunirse para interactuar socialmente, sino para dar testimonio de nuestra gratitud por el Señor Jesucristo, y para dar testimonio de la realidad y el significado continuo del evangelio no solo en nuestras propias vidas, sino para el mundo en general.

Lo que de hecho estamos haciendo es predicar simbólicamente el evangelio a todos los incrédulos que observan nuestra celebración de la Cena del Señor, y esta Iglesia continuará haciendo hasta el fin de este mundo, y hasta que Cristo regrese. Y esto es algo que debe ser muy cuidadoso por el tipo de mensaje que enviamos. Recuerda estas cosas cuando venimos a la Cena del Señor, y mientras consideramos este pasaje en el futuro.

Que el Señor nos capacite para mantener esta gracia, para alabanza de su nombre y misericordia gloriosa del Evangelio.

Rev. Nelson Stevens Edwards B.

No hay comentarios:

Publicar un comentario